domingo, 17 de julio de 2016

Redención sin fronteras

Hace ya 32 años, durante el tiempo en el que estuve viviendo en Londres, acudía a misa al oratorio de Bromptom Road, sin embargo, cuando realmente quería encontrarme en “casa” me acercaba a St Mary’s, en Clapham. Allí encontraba el Icono de la Virgen del Perpetuo Socorro, el mismo Icono ante el que recibí mi primera Comunión en Santander, en mi parroquia.

32 años después han sido mi mujer y mis hijas las que han estado en St Mary’s, y se han encontrado en “casa”. Allí han celebrado la solemnidad del Santísimo Redentor acogidos por la comunidad Redentorista de Londres con el cariño y la simpatía especiales de Fr. Richard Reid CSsR y de todos los religiosos. Han compartido Eucaristía y almuerzo; tiempo. Pasan una corta temporada en el hogar de Nicole y Godfrey Barber, también Redentoristas. Están en “casa”, arropados por un cariño y delicadeza fuera de lo común. Mi agradecimiento es infinito. Infinito.

Hoy es la festividad titular de ésta familia nuestra, y así lo han celebrado, en Familia. La sencillez, bondad y capacidad de acogida va unida al propio carisma tal y como lo han experimentado mis tres niñas.

Yo, por mi parte, lo he celebrado en PS con una Eucaristía celebrada por el inmenso P. Marciano Vidal CSsR. La homilía…. Ufff impresionante. El P. Vidal es claro, nítido, didáctico, apasionado y, además, simpático. De fe robusta y sabiduría ingente. Pero no apabulla a la feligresía con su conocimiento, ni su pasión, ni su fe. Estructura su discurso de manera que todos lo alcancen manteniendo la atención con agilidad. Eleva e instruye.

Ellas en Londres y yo en Madrid, celebrando con la misma Familia a Aquel en quien creemos. Hay cosas con las que el Brexit no podrá acabar… La Redención es abundante, gratuita y no conoce fronteras.

Ahí vamos, estemos donde estemos, scalando en Familia. Y contándolo.


Copiosa apud Eum Redemptio

No hay comentarios:

Publicar un comentario